Marta y Félix, compostura y naturalidad

Un cortejo nupcial formado por once pajes y damitas, vestidos por Pilar del Toro, acompañaron a los protagonistas de esta boda, Marta y Félix. La pareja se casó en Guillena, en la iglesia de Nuestra Señora de la Granada, tras más de nueve años de relación. 

boda-Guillena-novias-MartaFelix
El de Marta y Félix fue un enlace que surgió casualmente. La novia nos cuenta cómo la idea se gestó tras ir a ver los muebles para la casa: “nuestros familiares nos dijeron que tenían ganas de fiesta, que era un día muy bonito y que debíamos casarnos. Así que nos pusimos manos a la obra”.

novia-ideas-MartaFelix

Félix vistió traje de lana de London y zapatos de la misma casa. Por su parte, la novia apostó por la sencillez de la firma Color Nude, con un vestido recto con cinturón y una falda de tul incorporada para la ceremonia. Para el calzado, Marta escogió unas cómodas sandalias de Lodi y, fiel a la naturalidad que la define, sólo llevó unos pendientes que no restaran protagonismo a su look.

ideas-novia-boda-MartayFelix
La celebración, que estuvo organizada por la propia familia de los novios, tuvo lugar en la Hacienda Cuarto de la Huerta, en Burguillos. Salvo las flores de los centros de mesa, aportadas por los contrayentes, el salón decoró los espacios. La Hacienda también sirvió su catering, ya que Marta y Félix habían acudido como invitados a otras bodas allí y comentan que “nos gustó mucho, siempre dijimos que si nos casábamos sería en ese lugar”.

novios-boda-Guillena-MartaFelix

Tras el banquete, los novios bailaron al ritmo de Looking for Paradise, de Alejandro Sanz. “Nosotros no queríamos hacer baile nupcial, pero nuestros amigos insistieron”, rememora la novia. El resto de la fiesta fue amenizado por un dj; y las imágenes de una jornada tan especial, firmadas por la fotógrafa Isa Reche, quien inmortalizó los preparativos en la casa de Marta, además de la ceremonia religiosa y la recepción.

Imágenes: Isa Reche